Jueves, 16 Febrero 2017 19:05

Seis habilidades de liderazgo en innovación que todo el mundo necesita dominar

Valora este artículo
(0 votos)

No necesitas una bola de cristal para ver que el mundo del trabajo está cambiando. Según un estudio de McKinsey Global Institute, casi la mitad de los trabajos que se realizan actualmente tienen el potencial para ser automatizados por la tecnología que actualmente existe. De alguna manera esto nos hace preguntarnos: ¿qué tipo de trabajo quedará para que los humanos hagan?

La respuesta: la innovación. Evidentemente, prosperar en este nuevo mundo de trabajo requerirá diferentes habilidades, mentalidades y herramientas. El principal entre ellos: la necesidad de reunirse como equipo, la necesidad de demostrar una empatía más profunda y la capacidad de hacer cosas nuevas.

La innovación en la próxima economía es mucho más que inventar. Se trata de averiguar cómo y dónde se puede agregar valor único. Se trata de cuán rápido se puede desaprender, volver a aprender y dominar nuevas habilidades. Se trata de cómo involucrar a otros en un nivel más profundo, más humanista y apasionado.

Aquí hay seis habilidades críticas de liderazgo que necesitarás recargar para el futuro próximo:

1. Adopta continuamente el modo de pensamiento oportuno

La innovación es llegar con ideas y llevarlas a la vida diaria. Resolver problemas. Crear oportunidades. En lugar de que la innovación sea un departamento (desarrollo de nuevos productos, investigación y desarrollo, TI, etc.), se está convirtiendo rápidamente en un asunto de todos.

En este modo estás apasionadamente alerta de las posibilidades, de las necesidades no satisfechas, del poder de la imaginación y de la emoción de convertir la visión en realidad. Cuando los demás ven problemas, tú percibes el potencial. Cuando los demás hacen hincapié en los detalles, tú ves el panorama general, el progreso, cómo las cosas pueden ser, pero aún no lo son. Te das cuenta de que tu perspectiva y actitud lo determinan todo. Y sabes que el progreso sólo se va a dar si mantienes el estado de ánimo y sigues adelante.

Paso de acción: Ejercita tu músculo de la imaginación. Para cambiar la perspectiva en cualquier momento durante tu día, invítate a encontrar soluciones adicionales a un desafío que enfrentas. Pregúntate: ¿cuáles son cinco maneras alternativas de abordar este problema? ¿Cuáles son 10 cosas que están funcionando bien en mi vida, equipo, trabajo u organización en este momento? Sé consciente de qué modo de pensar tienes – desafiante, soñador, sustentador o innovador - actualmente e intenta cambiarlo.

2. Vuélvete un adepto al ataque de las suposiciones

Las suposiciones nos ralentizan. En mi trabajo con cientos de equipos, que van desde ejecutivos de C-suite, estudiantes de posgrado, gerentes de nivel medio y empleados de primera línea, he desarrollado algunas técnicas sencillas pero poderosas para ayudar a las personas a deshacerse de las suposiciones. Este bombardeo proactivo de nuevos estímulos es esencial porque el cerebro lleva rutinariamente lo que los investigadores llaman "atajos perceptivos" para ahorrar tiempo y energía.

Años de experiencia en una industria, profesión o trabajo también puede ser un elemento de disuasión. "Siempre se ha hecho de esa manera" o "ya hemos intentado" son a menudo un signo de que tú y tu equipo podrían utilizar una técnica para ir más allá de del pensamiento habitual, con el fin de imaginar posibles alternativas. La innovación comienza donde terminan las suposiciones. En el mundo hipercompetitivo de hoy, podemos asaltar nuestras suposiciones, o alguien más lo hará por nosotros y cosechará los beneficios.

Pasos de acción: Conscientemente cuestiona los supuestos personales, profesionales e industriales. Haz esto para generar un pensamiento fresco. Haciendo preguntas como "Me pregunto si ..." o "¿Cómo sería una manera totalmente diferente de manejar esta situación?"

Cuando el pensamiento de que "tiene que haber una mejor manera de" aparece en tu mente sólo recuerda que probablemente así es. Motívate para imaginar la mejor manera. Experimenta con alternativas y posibilidades. En esos momentos, estás desafiando la suposición de que el status quo es la mejor o la única manera.

3. Desarrolla empatía por el cliente

Jennifer Rock trabajó en el departamento de marketing de la oficina central de Best Buys en Minneapolis, cuando fue aprovechada para supervisar la intranet de la compañía. La intranet fue utilizada para empujar cambios de política a las 1500 tiendas de la compañía, pero Jennifer y su equipo transformaron la intranet en un vehículo de comunicación bidireccional. Comenzaron a recibir encuestas semanales en línea con empleados de la tienda y gerentes, crearon sesiones de discusión en línea para los empleados de otros lugares y organizaron reuniones sin orden del día donde los empleados podían interactuar con altos líderes.

Al cuestionar a Jennifer sobre este cambio habló de su pasión por el cliente- en este caso, los empleados de la compañía. "Queríamos hacer algo con respecto a la desconexión entre la administración y los trabajadores". Al comienzo del viaje de Jennifer para hacer de la intranet un vehículo de comunicación bidireccional, la tasa de rotación de empleados de Best Buy superaba el 80%. Hoy en día, es menos del 50%.

Pasos de acción: Esfuérzate por entender el negocio en el que te encuentras en un nivel más profundo. Desarrolla empatía para tu usuario final, ya sea que el cliente sea interno o externo. Trata de caminar en sus zapatos. Busca comprender sus puntos de dolor. Escucha profundamente lo que el cliente quiere lograr, los problemas que enfrenta y cómo tu organización podría asumir su problema. Sal de la burbuja de tu cultura. Interactúa con más personas.

4. Piensa proactivamente

¿Alguna vez intentaste caminar en la oscuridad sin una linterna? Es una sensación inquietante y puede conducir a menudo a una lesión si caminas en un lugar que no puedes ver. En el mundo actual hiper-cambiante, necesitas tu propia versión de linterna. Las cosas suceden rápidamente cuando no estamos prestando atención. Responder a los problemas y distracciones puede cegarnos a importantes cambios sociales, tecnológicos y otros externos. Podemos perdernos de importantes tendencias  y tecnologías. Con tu "linterna" en mano, identificarás que las cosas no suceden tan repentinamente.

Pasos a seguir: Tu linterna, como le digo a mis audiencias, es tu habilidad para iluminar las tendencias que te rodean. Cada innovador que he conocido tiene una dieta de información voraz: libros, artículos, alertas, informes. Desarrollar la capacidad de seguir las tendencias emergentes es una habilidad. Implica proyectar hacia dónde irán estas tendencias. Conectando los puntos. Implica mirar lo que debes hacer o puedes hacer proactivamente para prepararte para el futuro. Al evaluar e interpretar los cambios que se relacionan con el mundo, te posicionas para transformarlos en nuevas oportunidades.

5.Fortifica continuamente tu fábrica de ideas

Todos tienen ideas. Pero sólo algunas personas saben cómo mantener sus "fábricas de ideas" fortificadas para producir una gran cantidad de ellas cuando se les necesita. Sólo pocos saben cómo alimentar su trabajo con un flujo constante de ideas de "ajá" a "hecho". Esta capacidad de "idear" utilizando herramientas como mind-mapping o una simple lluvia de ideas es una habilidad esencial del nuevo mundo.

Pasos de acción: Siempre maneja conscientemente tu entorno mental para que seas capaz de reconocer las ideas que revolotean en tu vida. Mejora tu entorno creativo en casa y en el trabajo. Convierte tu oficina en un lugar creativo o haz un esfuerzo para buscar inspiración fuera de la oficina. Practica la creatividad alentadora en las personas que te rodean. Elogia a los demás por sus "brillantes" sugerencias. Recuerda: la creatividad no es un regalo de los dioses, sino el resultado de la preparación, la rutina y la disciplina.

6. Vuélvete adepto en la construcción de la venta

En un mundo donde todo parece "volverse viral" al instante, a veces nos olvidamos de que persuadir a otras personas - colegas, el jefe, los clientes, nuestro cónyuge - es una habilidad esencial y desarrollable. En un estudio de productos novedosos y sus modelos de negocio, a menudo encontramos una gran labor de venta detrás de esas escenas que ayudaron a que la idea fuera un éxito.

Por ejemplo, el equipo de 3M responsable de lanzar Post-It Notes estaba desesperado cuando la alta gerencia amenazó con matar al producto por ser un perdedor. Nadie necesitaba comprarlo. Las tiendas minoristas eran indiferentes, ya que nadie estaba pidiendo las divertidas notitas. Así que el equipo tomó acción. Entregaron Post-It Notes y mostraron a la gente cómo usarlos. Los enviaron a los asistentes administrativos de los principales CEOs, quienes comenzaron a usarlos en documentos. Ese fue el punto de inflexión. Eventualmente, la gente empezó a pegarlos por todas partes y comenzó a pedirlos en las tiendas minoristas. El nuevo producto despegó.

Pasos de acción: Vender nuevas ideas es superar obstáculos, superar objeciones y ganar compromiso para la nueva forma de hacer las cosas. Siempre céntrate en los beneficios de la nueva forma de hacer las cosas o en del producto novedoso, evita atrapar al cliente con las características y detalles técnicos. Solicita la retroalimentación de tus amigos, mentores y otras personas de tu confianza para afilar tu mensaje. Mira el programa de televisión Shark Tank para entender cómo no vender ideas. Siempre piensa en el individuo al que estás presentando tu idea. Por ejemplo, si tu comprador está orientado a números, utiliza un montón de gráficos. Si es más ambicioso, no te preocupes por los detalles, y muestra cómo va a mejorar la marca.

Robert B. Tucker es un orador y consultor de más de 200 empresas de la Fortune 500. Ha escrito siete de los libros más vendidos sobre la innovación.

http://bit.ly/2l4HEgM

 

Visto 1009 veces Modificado por última vez en Martes, 21 Febrero 2017 19:16